Buscar este blog

5 maneras de curar la mastitis

La mastitis es tal vez una de las experiencias más incómodas que pueda sentir una madre que amamanta. Un conducto obstruido no tratado a tiempo puede desencadenar en una mastitis. Los síntomas son parecidos, sumados en ocasiones a una sensación de calor en la zona, fiebre y malestar general. En la gran mayoría de los casos de dolor en el seno no se recomienda el destete pues esta medida tiende a empeorar el problema y a disparar sentimientos de angustia en la madre y el bebé. Aquí encontrarás algunas soluciones: 



CINCO MANERAS DE TRATAR LA INFECCIÓN DE UN SENO O MASTITIS: 

1. Es conveniente empezar a curar la infección lo más pronto posible. Sigue el mismo tratamiento del conducto obstruido: calor, amamantamiento muy frecuente y descanso.
2. Entre tomas puede funcionar colocar compresas de frío si sientes además congestión mamaria.
3. Consulta a tu médico si continúan los síntomas luego de 24 a 48 horas de iniciado el tratamiento. Es posible que te recete antibióticos que ojalá sean de amplio espectro compatibles con la lactancia y recuerda terminar el tratamiento.
4. ¡Sigue amamantando! En tu leche se generan anticuerpos que protegen al bebé de las bacterias que están causando la infección además de que desaparecerá más rápido.
5. Descansa junto a tu bebé. 

Por: Valeria Calderón, mamá, abogada y educadora certificada. Para quienes desean información sobre sexualidad y maternidad.


Alt="Nenes de leche"










Parte del éxito en el apoyo a las nuevas familias se debe a quienes leen y hacen comentarios sobre los artículos de este blog. Queremos contar con tu opinión o tu historia para enriquecerlos! 
Son bienvenidos tus comentarios a continuación, en info@babyayu.com o en http://www.facebook.com/ayuportabebes ¡gracias!