Tallas y nudos para bandoleras y fulares rígidos o tejidos

Te inicias en las lides del porteo y deseas conocer el mejor portabebés para las necesidades de tu bebé y las tuyas. Y te inclinas por una bandolera o por un fular rígido. Al momento de la compra observas que vienen en varias medidas y no sabes cuál escoger, ni en qué posición utilizarlo. 

BANDOLERAS


Por lo general las bandoleras vienen en unas sola talla standard y el largo de la franja que cae de las argollas llamada también "cola" de la bandolera, dependerá del tamaño de quien portea o del tamaño del bebé en crecimiento.

Empresas como AYU trabajan sus bandoleras en varias tallas. En general, cualquier talla, sea S, M o L podría ir muy bien en cualquier tipo de persona y de bebé. Sin embargo, debido a que hay usuarios de todos los tamaños y bebés de todos los tamaños la variación va mucho en el gusto del usuario. Como las bandoleras tienen un amplio uso, desde recién nacidos (caminatas cortas o largas) hasta el final del porteo (caminatas cortas), la caída de la bandolera lucirá más corta o más larga. Hay personas que gustan de enrollar su bandolera como una pañoleta o como un torniquete para que quede una figura bonita. 

Entonces, una persona talla M, por lo general usará una bandolera talla M y notará que la cola de la bandolera se ve más corta a medida de que el bebé va creciendo y adquieriendo mayor volumen porque ocupa más tela. Si a esa persona le gusta verse una caída larga, podrá adquirir una L por ejemplo. Las medidas de las bandoleras son de aproximadamente 70 cm de ancho. El largo por lo general corresponde a 2.20 m talla S, 2.30 talla M y 2.40 talla L.

AYU también tiene bandoleras doble faz que son talla única. Por la forma en que están confeccionadas tienen una caída larga y sirve para todos los usuarios.

FULARES

Alt="Cruz envuelta"

No existe un estándar en cuanto a medidas de fulares, y aunque suelen clasificarse de manera similar a nivel internacional, cada pieza puede variar dependiendo del fabricante, con pocos o muchos centímetros de diferencia, y con terminaciones distintas. La talla y el largo de tu fular dependerá del nudo que desees utilizar y de tu altura y peso. 

Aquí encontrarás una ayuda para entender cómo escoger un fular portabebé, de acuerdo con las necesidades del bebé y las tuyas propias. En otras palabras, una guía personalizada de acuerdo con los nudos que desees realizar, en la que podrás analizar las tallas en que regularmente se suele confeccionar los fulares rígidos. También conocerás los nudos comunes para fulares a través del fantástico blog "Monitos y risas" de su creadora Elena López, quien nos ha dado el honor de mostrarte aquí la manera en que se arman.


COMPARTIR UN FULAR


Un mismo fular puede ser compartido por otra persona que tenga una talla distinta. Si le parece muy largo, la tela puede dar una vuelta más o terminarse de una manera bonita en espiral, o como por ejemplo el terminado tibetano. Y si le queda corto, puede usar nudos que requieran menos tela.

NUDOS
Estos son los nudos de uso frecuente en el fascinante mundo del porteo. Puedes hacer click en este enlace para que Elena te los enseñe:


TALLAS
Estas son las tallas en las que vienen muchos fulares rígidos (o tejidos):

Talla 2: Mide 2.70 m 
Talla 3: Mide 3.20 m 
Talla 4: Mide 3.70 m
Talla 5: Mide 4.20 m
Talla 6: Mide 4.60 m
Talla 7: Mide 5.20 m 

NUDOS Y TALLAS

Y aquí verás los nudos que puedes llevar, de acuerdo con la talla de fular portabebé que tienes, y la talla de ropa que sueles usar:

Nudos posibles
Talla 2
(2,70 mts)
Talla 3
(3,20 mts)
Talla 4
(3,70 mts)
Talla 5
(4,20 mts)
Talla 6
(4,60 mts)
Talla 7
(5,20 mts)
Canguro delante/ detrás

X 
Cruz envuelta



X 
Cruz simple

Cruz doble

Doble hamaca delante




X 
A la cadera con nudo corredizo (rebozo)
 X
Cuna*
A la cadera con bucle

X 
Doble hamaca a la espalda


X
X 
Cruz envolvente a la espalda



X

X: Para personas de todas las tallas incluida la L 

  
X: Para personas de talla XS/ S

X: Para personas hasta talla M

* Válida para todas las tallas entendiendo que la posición de cuna se puede lograr con  cruz envuelta y rebozo. AYU sugiere el porteo vertical. Sin embargo, si decides usar esta posición, puedes restringirla para el momento de amamantar a bebés que se sienten por sí solos sin ayuda y que tengan buen tono muscular. En todo caso, es fundamental dejar descubierta la cabecita del bebé sosteniéndola con una mano, así como verificar que su mentón esté lejos del pecho, para que las vías respiratorias permanezcan despejadas. En este enlace encontrarás información sobre la posición de cuna.



Por: Valeria Calderón, mamá, abogada y educadora certificada y Mirwill Mejias, Directora del programa "AYU quiere a los niños" en Venezuela.
Compartir en facebook twitter Google tumblr pinterest

Entradas similares

0 Comentarios

No se permiten nuevos comentarios